Facilitación Comercial

AddThis Social Bookmark Button



En 2008 la Secretaría de Economía inició el programa de facilitación comercial basado en tres pilares:

Simplificación arancelaria y replanteamiento de esquemas de excepción.

Se ha establecido un programa para reducir de manera gradual y programada a cinco años los aranceles de más de 10 mil fracciones correspondientes a productos industriales y para extender los beneficios de los programas sectoriales que, ante el contexto actual, sólo es posible mediante la reducción de aranceles a niveles similares a los de nuestro socio principal más importante. Con esto se eliminan incentivos a triangular, a generar contrabando técnico y se avanza en la creación de una zona aduanera de América del Norte.
Así, se elimina una estructura arancelaria compleja que generaba incertidumbre jurídica en detrimento de las condiciones de competencia y libre concurrencia para las pequeñas y medianas empresas y una carga administrativa para el Estado.

Facilitación aduanera y del comercio exterior

Contempla la simplificación y agilización de los procedimientos de despacho aduanero; la revisión de normas y la transición hacia su homologación hacia el estándar internacional o en su caso de EEUU, así como la aceptación de certificado de conformidad emitidos por ciertas agencias certificadoras internacionales aprobadas; revisión de las infracciones y sanciones; la facilitación de la entrada y reincorporación al padrón de importadores y la simplificación del procedimiento de autorización a Apoderados Aduanales.

Fortalecimiento institucional

La transparencia e institucionalización de los cambios y sus resultados son factores cruciales. México hoy en día ya cuenta con la Comisión Reguladora de Comercio Exterior (COCEX), la cual cuenta con varias fortalezas: un órgano colegiado técnico con participación de varias dependencias federales, Banxico, y CFC, además del poder legal de opinar sobre la implementación de aranceles y regulaciones no arancelarias al comercio.

Industría Manufacturera, Maquiladora y de Servicio de Exportación (IMMEX)

Ante la voraz competencia por los mercados globales, es fundamental dotar a las empresas mexicanas, al menos, de las mismas condiciones que ofrecen nuestros principales competidores, que le permitan posicionar con éxito sus mercancías y servicios en la arena del comercio internacional.
Con este propósito, el Gobierno Federal publicó el 1 de noviembre de 2006 el Decreto para el Fomento de la Industria Manufacturera, Maquiladora y de Servicios de Exportación (Decreto IMMEX), con el objetivo de fortalecer la competitividad del sector exportador mexicano, y otorgar certidumbre, transparencia y continuidad a las operaciones de las empresas, precisando los factores de cumplimiento y simplificándolos; permitiéndoles adoptar nuevas formas de operar y hacer negocios; disminuir sus costos logísticos y administrativos; modernizar, agilizar y reducir los trámites, con el fin de elevar la capacidad de fiscalización en un entorno que aliente la atracción y retención de inversiones en el país.
Este instrumento integra los programas para el Fomento y Operación de la Industria Maquiladora de Exportación (Maquila) y el que Establece Programas de Importación Temporal para Producir Artículos de Exportación (PITEX), cuyas empresas representan en su conjunto el 85% de las exportaciones manufactureras de México.
Quieres conocer más acerca de este programa entre a SIICEX.Abre en otra ventana